Este vídeo/artículo es para las personas que no hayan podido arrancar la moto durante un largo periodo de tiempo.

El vídeo es de un motor de coche, pero el ejemplo es el mismo. Es el momento crítico ya que todo el aceite está bajo en el carter, así que cuando arranquemos, suavidad y nada de acelerones porque el aceite tiene que llegar a todas las partes del motor.

Con el clima que tenemos en España, un 10W40 es un multigrado que da más que de sobra. Aun así, dependiendo de fabricantes se pone 0W30, 5W30, 5W40, 10W30, 10W40, 10W60, 15W50, 20W50, etc. Si tienes que mezclar dos latas que tienes en casa, NO PASA NADA, son totalmente miscibles.

Para que os hagáis una idea muy por encima, pero que os sirve:

0W30, 5W30 o 5W40: Este tipo de aceites son sintéticos y están diseñados para rendir sobre los 10.000 km. Trabajan en un rango de temperaturas de invierno entre -30ºC y hasta 50ºC de temperatura ambiente. Lo montan vehículos como los scooter de Piaggio, Aprilia V4 o BMW R 1250GS.

10W30/10W40: Este aceite nos lo podemos encontrar en versión semi-sintética y sintética y está diseñado para rendir unos 7.000/10.000 Km. Trabaja en un rango de temperaturas desde -20ºC hasta 40ºC.
Honda por ejemplo ahora monta 10W30 y el resto de marcas japonesas sigue con 10W40, al igual que Triumph.

15W50: Este aceite es de tipo semi-sintético o sintético. Utilizado en modelos de Aprilia como los V60 o Ducati.

10W50/10W60: Aceite sintético generalmente usado por KTM en sus modelos, tanto LC8 como mono.

20w50 y 20w60: Estos aceites son de tipo mineral y están diseñados para vehículos más antiguos que tengan más desgaste en sus piezas. Su rango de temperaturas de trabajo está entre -10ºC a 40ºC. Este tipo de aceites se utilizan más en verano debido al calor externo y se suele montar por ejemplo en motores BMW bóxer con muuchos Km para «insonorizar» más y evitar consumos.